DESCUBBREN a Google manipulando búsquedas, ocultando sitios de campaña del GOP en el 83% de las principales carreras para el Senado

News & Politics

Google está manipulando los resultados de búsqueda para tapar los portales de campaña de los candidatos republicanos al Senado antes de las elecciones de medio término de 2022. Esto le sigue a un estudio de la Universidad Estatal de Carolina del Norte que encontró que Gmail de Google marcó un 59.3 por ciento más de correos electrónicos de candidatos de “derecha” como spam en comparación con los candidatos de “izquierda”.

“Deben investigar a Google por sus esfuerzos antiestadounidenses para influir en las elecciones”, dijo L. Brent Bozell, fundador y presidente del Centro de Investigación de Medios. Primero, los investigadores agarraron a Google con las manos en la masa al demostrar que enviaban los correos electrónicos de la campaña republicana a spam. Ahora hemos descubierto que Google manipula los resultados de búsqueda para ocultar los sitios web de la campaña republicana mientras promueve los de demócratas. Todo esto es un esfuerzo de Google para ayudar a los demócratas e interferir en el proceso democrático”.

MRC Free Speech America analizó los resultados de búsqueda de Google, Bing y DuckDuckGo para las 12 carreras del Senado identificadas por RealClearPolitics como las más importantes a seguir. Nuestros investigadores cogieron a Google relegando 10 de los 12 sitios web de campaña de los candidatos del Partido Republicano del Senado mientras destacaba los portales de campaña de sus oponentes en los resultados de búsqueda orgánicos. Esto contrasta con Bing y DuckDuckGo, cuyos resultados de búsqueda para los sitios web de campañas republicanas y demócratas son más neutrales que en Google.

  • Google sepultó los sitios web de campaña de candidatos del Partido Republicano al Senado. Diez de los 12 cibersitios de los candidatos del Partido Republicano al Senado ( 83%) surgieron bastante más abajo (o no aparecieron en absoluto) en la primera página de los resultados de búsqueda orgánica de Google en comparación con los portales de campaña de sus oponentes del Partido Demócrata al Senado.
  • Google ocultó por completo siete de los 12 cibersitios de campaña de los candidatos del Partido Republicano al Senado en los resultados de búsqueda orgánica de primera  página. Siete de los 12 sitios web de campaña de los candidatos del Partido Republicano al Senado no aparecieron en la primera página utilizando la búsqueda orgánica de Google. Mientras tanto, ocho de los 12 sitios web de campaña de candidatos del Partido Demócrata al Senado se destacaron entre los seis primeros resultados en la búsqueda orgánica.
  • El sesgo de los resultados de búsqueda de Google es innegable en comparación con Bing y DuckDuckGo.  Con la excepción de dos candidatos, tanto Bing como DuckDuckGo mostraron los sitios web de campaña de los candidatos del Partido Demócrata al Senado así como los sitios web de campaña de los candidatos del Partido Republicano al Senado en los cinco primeros resultados de búsqueda orgánica en la primera página.

Recomendaciones

You Might Like
  • Google debe suspender su guerra contra la democracia. El primer paso que debe tomar para comenzar a reconstruir la confianza entre los conservadores es:
    • Proporcionar transparencia: Necesitamos información detallada para que todos puedan ver si los grupos liberales y los usuarios reciben el mismo trato que los de la derecha. Las compañías de redes sociales operan en un entorno de caja negra, sólo publican anécdotas sobre informes de contenido y usuarios cuando lo consideran necesario. Esto tiene que cambiar. Las empresas deben diseñar sistemas abiertos para que puedan rendir cuentas, al tiempo que toman en consideración las inquietudes por la privacidad; 
  • Los miembros del Congreso también deben tomar medidas para proteger el privilegio de la libertad de expresión de los estadounidenses. El Congreso debería investigar a fondo este sesgo en los resultados de búsqueda y todos los esfuerzos de Google para influir en el resultado de las elecciones de medio término.

Metodología

Para este informe, MRC Free Speech America analizó los resultados de búsqueda de Google, Bing y DuckDuckGo para las 12 carreras del Senado identificadas por RealClearPolitics como las “Principales carreras para el Senado” el 7 de octubre de 2022. Las “principales carreras para el Senado” incluyen a candidatos del Partido Demócrata y del Partido Republicano en los siguientes estados: Arizona, Colorado, Florida, Georgia, Missouri, Nevada, New Hampshire, Carolina del Norte, Ohio, Pensilvania, Washington y Wisconsin.

MRC Free Speech America creó un algoritmo para automatizar este proceso en un entorno limpio. Un “entorno limpio” permite que la búsqueda orgánica complete los resultados sin la influencia del historial de búsqueda anterior y las cookies de seguimiento.

Los investigadores de MRC Free Speech America buscaron el nombre de cada candidato con las palabras “Carrera al Senado 2022”, (Senate Race 2022) usando el algoritmo. Para determinar el sesgo, nuestros investigadores analizaron los resultados de cada motor de búsqueda y registraron el (los) rango (s) del portal de campaña de cada candidato.

Ejemplo(s): “Blake Masters Senate Race 2022” y “Mark Kelly Senate Race 2022”

¡EN PIFIA! Google entierra sitios de campaña del Partido Republicano y ayuda a los demócratas antes de las elecciones intermedias

Un estudio de MRC Free Speech America indica que a pocas semanas de las elecciones de medio término, Google está manipulando sus resultados de búsqueda a beneficio de los demócratas.

MRC Free Speech America descubrió que los resultados de búsqueda en Google sepultaron los cibersitios de campaña de los candidatos republicanos al Senado el 83 por ciento de las veces en comparación con sus oponentes demócratas. Para más de la mitad de estas contiendas, Google quitó los sitios web de la campaña republicana de la primera página de resultados.

“Deben investigar a Google por sus esfuerzos antiestadounidenses para influir en las elecciones”, dijo L. Brent Bozell, fundador y presidente del Centro de Investigación de Medios. Primero, los investigadores agarraron a Google con las manos en la masa al demostrar que enviaban los correos electrónicos de la campaña republicana a spam. Ahora hemos descubierto que Google manipula los resultados de búsqueda para ocultar los sitios web de la campaña republicana mientras promueve los de demócratas. Todo esto es un esfuerzo de Google para ayudar a los demócratas e interferir en el proceso democrático”.

Los resultados de búsqueda en Google contrastan dramáticamente con los resultados en los motores de búsqueda alternativos Bing y DuckDuckGo. Con la excepción de dos contiendas, tanto Bing como DuckDuckGo tratan las búsquedas de los sitios de los candidatos republicanos y demócratas de manera relativamente neutral, mostrando consistentemente los sitios web de campaña de ambos entre los primeros cinco resultados de la búsqueda.

El largo patrón de interferencia electoral antidemocrática  de Google está bien documentado. El ejemplo más reciente del sesgo de Google quedó expuesto en un estudio publicado por la Universidad Estatal de Carolina del Norte que mostró que Gmail suprimía los correos electrónicos del Partido Republicano. La naturaleza partidista de la absurda censura de Google llevó a MRC Free Speech America a realizar este análisis de cara a las elecciones de medio término de 2022. Los investigadores de MRC Free Speech America utilizaron una computadora “limpia” sin historial de búsqueda o cookies incrustadas, para hacer una búsqueda de palabra clave el 7 de octubre, con el nombre de cada candidato y las palabras “Carrera al Senado 2022”, (Senate Race 2022); luego analizaron los resultados de búsqueda de las 12 “Principales Carreras al Senado” identificadas por RealClearPolitics.  

El impacto de la manipulación de motores de búsqueda es enorme. Pocos usuarios hacen clic en enlaces que no aparecen en la primera página de los resultados de búsqueda, según Brian Dean, un experto en optimización de motores de búsqueda. Dean realizó un estudio analizando la frecuencia con la que los usuarios hacen clic en varias clasificaciones de los resultados de búsqueda de Google. Su blog, Backlinko, informó que menos del 1 por ciento  de los “buscadores de Google hizo clic en algún artículo de la segunda página”.  Un estudio anterior realizado por la compañía de software SEO Moz en 2014 informó que la segunda página recibe sólo el 3.99 por ciento de los clics, lo que indica que el problema ha empeorado con el tiempo.

Más del 90 por ciento de todas las búsquedas se realizan en Google, según Business Insider, por lo que la enorme influencia de Google hace que su conducta sea excepcionalmente dañina entre las grandes empresas tecnológicas. Debido a su poder y capacidad tecnológica para dar forma a las elecciones, el psicólogo e investigador liberal Dr. Robert Epstein, Ph.D., ha advertido repetidamente sobre el peligro que Google representa para los votantes estadounidenses.

“Google representa una seria amenaza para la democracia”, dijo el Dr. Epstein en su testimonio de 2019  ante un subcomité judicial del Senado. Citó el hecho de que Google y Big Tech tienen el poder de cambiar 15 millones de votos y agregó que “dejar que Big Tech se salga con la suya con una manipulación subliminal a esta escala sería hacer que las elecciones libres y justas carezcan de sentido”.

El Dr. Epstein ha investigado y monitoreado exhaustivamente lo que los usuarios experimentaron al usar los productos de Google en el período previo a las elecciones de 2016, 2018 y 2020.

El Dr. Epstein también señaló en una entrevista con el presentador y colaborador de Fox News Tucker Carlson en 2020 que “los resultados de búsqueda de Google estaban fuertemente sesgados a favor de liberales y demócratas”. También dijo que el sesgo se muestra a todos los usuarios, pero que los usuarios conservadores que participaron en el estudio recibieron “un sesgo ligeramente más liberal en sus resultados de búsqueda que los liberales”. El Dr. Epstein señaló además que los conservadores no recibieron un “recordatorio de voto” de Google en la página de inicio de Google hasta después de haber publicado algunos de sus hallazgos.

El efecto potencial del sesgo de Google es profundamente inquietante. Explicó: “La conclusión en este momento es que estas manipulaciones, las que hemos cuantificado hasta ahora, podrían haber cambiado fácilmente al menos seis millones de votos hacia una sola dirección. Eso es lo mínimo”.

Google enterró los cibersitios de campaña de los candidatos del Partido Republicano al Senado

Diez de los 12 sitios web republicanos aparecieron mucho más abajo (o no aparecieron en absoluto) en los resultados de búsqueda de Google en comparación con los portales de campaña de sus oponentes. De hecho, Google ocultó por completo siete de los 12 sitios web republicanos. Por el contrario, Google destacó ocho de los 12 portales demócratas, mostrándolos entre los seis primeros resultados de búsqueda de importancia crítica.

Los resultados de Google para los candidatos al Senado de Carolina del Norte son un ejemplo de la interferencia electoral más grave de Google. El portal de la campaña del representante republicano Ted Budd no apareció en ninguna parte de la primera página de los resultados de búsqueda en Google, mientras que el sitio web de la campaña de la demócrata Cheri Beasley apareció en primer lugar.

Las reñidas contiendas en Ohio y Pensilvania cuentan una historia similar. El sitio web de la campaña del representante demócrata de Ohio Tim Ryan apareció como el segundo resultado de búsqueda de Google, y el sitio web del demócrata de Pensilvania John Fetterman apareció en tercer lugar. ¿El truco? Los portales de campaña de sus respectivos oponentes republicanos, J.D. Vance de  Ohio y  el Dr. Mehmet Oz de Pensilvania quedaron fuera de la primera página de resultados de búsqueda en Google.

Google también desapareció de la primera página de resultados los sitios de otros candidatos republicanos, incluidos el senador Marco Rubio de Florida, Adam Laxalt de Nevada, Don Bolduc de New Hampshire y Herschel Walker de Georgia.

Los pocos sitios web de la campaña republicana que evitaron desaparecer aparecieron al fondo de la primera página de resultados como de esperar. El sitio web de la campaña del republicano de Missouri Eric Schmitt apareció en el puesto 27 de 29 resultados y el sitio web de la campaña  del senador de Wisconsin Ron Johnson apareció en el puesto 13 de 28 resultados.

Un estudio de Backlinko SEO mostró que los primeros seis resultados de búsqueda en Google obtienen el 74 por ciento de todos los clics, lo que hace que la degradación sesgada de Google de los sitios web clave de la campaña republicana del Senado sea aún más nefasta.

El sesgo de los resultados de búsqueda de Google es innegable en comparación con Bing y DuckDuckGo

Los investigadores de MRC Free Speech America realizaron el mismo análisis utilizando los motores de búsqueda Bing y DuckDuckGo y lo que encontraron fue muy diferente.

Con la excepción del senador Michael Bennet de Colorado y el Dr. Mehmet Oz de Pensilvania, todos los demás sitios web de campaña, independientemente de su afiliación política, aparecieron entre los primeros cinco resultados de búsqueda en Bing y DuckDuckGo.

El vicepresidente de MRC Free Speech America y MRC Business, Dan Schneider, dijo que el sesgo de Google es intencional: “Claramente, los algoritmos en Bing y DuckDuckGo colocaron estos sitios web en la parte superior de los resultados de búsqueda de manera intencional. Es por diseño. Estos algoritmos no se escriben solos. Hay una persona que redacta el código para producir el resultado que desea. Para Google, sabemos lo que quieren. Quieren impulsar a los demócratas y enterrar a los republicanos”.

Google tiene una larga e inquietante historia de ayudar a los demócratas a escondidas

El sesgo de Google no debería ser una sorpresa. La compañía lleva al menos una década ayudando a los políticos demócratas.

  • Un estudio reciente de la Universidad Estatal de Carolina del Norte encontró que Google marcó los correos electrónicos de candidatos de derecha como spam. Un estudio de  la Universidad Estatal de Carolina del Norte  encontró que Gmail marcó un 59.3 por ciento más de correos electrónicos de candidatos de “derecha” como spam en comparación con los candidatos de “izquierda”. “Parece que la afiliación política del remitente juega un papel en la obtención de un correo electrónico marcado como spam”, decía parte de la conclusión del estudio. Google presentó ante la Comisión Federal de Elecciones, y el 11 de agosto, la FEC aprobó un programa piloto propuesto por Google para abordar las aparentes preocupaciones del Partido Republicano. Sin embargo, al parecer el programa piloto deja mucho que desear. El 3 de octubre, el Comité Nacional Republicano le dijo a MRC Free Speech America que Gmail suprimió más de 22 millones de correos electrónicos republicanos para obtener el voto y recaudar fondos durante un período de tres días.
  • Google trabajó activamente para ayudar a Hillary Clinton a ganar el voto latino en las elecciones de 2016.  Un informe exclusivo de Carlson en su programa en Fox News reveló una inquietante cadena de correo electrónico de Google  enviada el día después del día de las elecciones en 2016. El primer correo electrónico, “Resultados de las elecciones y el voto latino”, fue escrito por Eliana Murillo, entonces jefa del departamento de Marketing Multicultural en Google. “También apoyamos a socios como Voto Latino para pagar los viajes a las urnas en estados clave (donativo silente)”, escribió describiendo las llamadas actividades “no partidistas” de Google. “Incluso les ayudamos a crear campañas publicitarias para promocionar los viajes (con el apoyo de la gente de HOLA que se unió y ofreció su tiempo para ayudar). Apoyamos a Voto Latino para ayudarlos a conseguir una entrevista con el senador [estatal] [Robert] Meza de Arizona (estado clave para nosotros) para hablar sobre las elecciones y cómo usar la búsqueda de Google para encontrar información sobre cómo votar”.
  • El pasado CEO de Google, Eric Schmidt, financió al mayor proveedor de la campaña de Clinton.  La campaña presidencial de Hillary Clinton en 2016 contrató a The Groundwork, una empresa de tecnología financiada por Eric Schmidt, quien en ese momento era el presidente ejecutivo de la empresa matriz de Google, Alphabet. Según los informes, la firma fue uno de los “mayores agentes” de la campaña y ubicaba “a solo unas cuadras” de la sede de la campaña de Clinton, según Quartz.  Michael Slaby, director de tecnología de la campaña presidencial de Barack Obama en 2008, dirigió The Groundwork durante la carrera presidencial de Clinton en 2016. Quartz informó que elogió a Schmidt por usar los recursos de Google para las campañas demócratas. “Hay mucha gente que puede escribir grandes cheques”, dijo Slaby. “Eric reconoce cómo la tecnología que ha estado construyendo durante toda su carrera se puede aplicar a diferentes espacios. La idea de la tecnología como un multiplicador de fuerza es algo que entiende a cabalidad”.
  • Google estuvo íntimamente involucrado en la administración Obama. The Intercept informó en 2016  que “entre enero de 2009 y octubre de 2015, los empleados de Google se reunieron en la Casa Blanca en 427 ocasiones distintas”. The Intercept también señaló que la directora de Políticas Públicas de Google, Johanna Shelton,  visitó la Casa Blanca 128 veces, “más del doble de veces” que los cabilderos de otras compañías tecnológicas importantes. Según los informes, la Casa Blanca de Obama también encargó a Google y a los empleados afiliados a Google que arreglaran el sitio web de Obamacare HealthCare.gov cuando se estrelló en 2013, según The Intercept.

El historial de contribuciones de los empleados de Google en 2022 se correlaciona con su sesgo

Conforme a sus donaciones políticas, también se revela lo que los empleados de Google quieren en las urnas.

Los PAC afiliados y los empleados de la empresa matriz de Google, Alphabet Inc., dieron un total de más de $ 6 millones a campañas, organizaciones y PAC demócratas durante el ciclo electoral de 2022, según Open Secrets. Algunos de los principales receptores de ese dinero son los candidatos demócratas en las 12 “principales carreras al Senado” que MRC Free Speech America analizó.

Los empleados de Alphabet Inc. contribuyeron colectivamente con algunas de las cantidades más altas en dólares a los oponentes demócratas de seis republicanos cuyos portales de campaña Google ocultó de la primera página de los resultados de búsqueda.

Los empleados de Alphabet dieron un total combinado de $595,547 a 10 de los 12 demócratas analizados en este informe: $230,139 al senador demócrata de Georgia Raphael Warnock, $73,558 al demócrata de Pensilvania John Fetterman y $66,823 a la senadora demócrata de New Hampshire Maggie Hassan, según Open Secrets. Otros que recibieron contribuciones incluyen a los demócratas Cheri Beasley, la senadora Catherine Cortez-Masto, el representante Tim Ryan y el senador Mark Kelly.

No sorprende que los empleados de Google contribuyeran mucho más a estos demócratas que a sus oponentes; 30 veces más. Los empleados de Google dieron un mísero $19,188 en total a cinco de los republicanos incluidos en este informe, de ellos sólo $33 al senador Marco Rubio y $380 al senador Ron Johnson, quienes al presente tienen bajo consideración una legislación para frenar los esfuerzos antiestadounidenses de Google.

Conclusión:

Google es el motor de búsqueda más utilizado en el mundo. La compañía propiedad de Alphabet por valor de miles de millones, ha utilizado su tamaño e influencia para impactar a los estadounidenses de manera profundamente negativa, incluso manipulando los resultados de búsqueda como se muestra en este informe. Al gigante tecnológico se le ha acusado de manipular su sistema de correo electrónico, enviando correos electrónicos de campaña del Partido Republicano a las carpetas de spam de los usuarios de manera sesgada. Google también ha dejado más que claro su sesgo anticonservador, trabajando mano a mano con la administración Obama y trabajando activamente para ayudar a Hillary Clinton a ganar el voto latino en las elecciones presidenciales de 2016.

Si bien Google promociona que uno de sus objetivos  es “mejorar significativamente las vidas de tantas personas como sea posible”, sus acciones muestran que esto no incluye las vidas de los conservadores mientras intenta influir en las elecciones a favor de la izquierda.

Recomendaciones:

  • Google debe detener su guerra contra la democracia. El primer paso que debe tomar para restablecer la confianza con los conservadores es proporcionar transparencia. Necesitamos información detallada para que todos puedan ver si los grupos liberales y los usuarios reciben el mismo trato que los de la derecha. Las compañías de redes sociales operan en un entorno de caja negra, solo publican anécdotas sobre informes de contenido y usuarios cuando lo consideran necesario. Esto tiene que cambiar. Las empresas deben diseñar sistemas abiertos para que puedan rendir cuentas, al tiempo que tomen en consideración las preocupaciones de privacidad.
  • Los miembros del Congreso también deben tomar medidas para proteger los privilegios de la libertad de expresión de los estadounidenses. El Congreso debería investigar a fondo este sesgo en los resultados de búsqueda y todos los esfuerzos de Google para influir en el resultado de las elecciones de medio término.

Metodología

Para este informe, MRC Free Speech America analizó los resultados de búsqueda de Google, Bing y DuckDuckGo para las 12 carreras al Senado identificadas por RealClearPolitics como las “Principales carreras al Senado” el 7 de octubre de 2022. Las “principales carreras al Senado” incluyen a los candidatos del Partido Demócrata y del Partido Republicano de los siguientes estados: Arizona, Colorado, Florida, Georgia, Missouri, Nevada, New Hampshire, Carolina del Norte, Ohio, Pensilvania, Washington y Wisconsin.

MRC Free Speech America realizó estas búsquedas en un entorno limpio. Un “entorno limpio” permite que la búsqueda orgánica complete los resultados sin la influencia del historial de búsqueda anterior y las cookies de seguimiento.

Los investigadores de MRC Free Speech America buscaron el nombre de cada candidato junto a “Senate Race 2022”, utilizando el algoritmo. Para determinar el sesgo, nuestros investigadores analizaron los resultados de cada motor de búsqueda y registraron las clasificaciones del sitio web de campaña de cada candidato.

Ejemplo(s): “Blake Masters Senate Race 2022” y “Mark Kelly Senate Race 2022”

Articles You May Like

Here we go again: Another new covid “vaccine” to arrive next year, says Biden covid czar
10 People Who Beat the Rap for Treason
Number of Americans regularly carrying handguns doubled in just 4 years
NewsBusters Podcast: Non-Binary Murderer Ruins the Leftist Colorado Narrative
Sellin: If Corrupt Tyrants Intend to Govern Illegitimately, Then Stand Up Against the Tyrants

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *